barmalopesa

A todos nos ha sucedido alguna vez, que un grifo comienza a gotear y no sabemos que hacer al respecto. Para repararlo necesitarás algunas herramientas que encontrarás en la tienda online de barmalopesa, a los mejores precios y de las primeras marcas del mercado, garantizando así que tendrás unas herramientas de primera calidad.

El procedimiento para reparar el grifo es realmente sencillo, y por esto el día de hoy te voy a enseñar a hacerlo de una forma realmente sencilla. Así que, si quieres saber lo que debes hacer para reparar tu grifo que gotea, te invito a que sigas leyendo atentamente este post.

Pasos para arreglar un grifo que gotea

Arreglar un grifo que gotea es relativamente fácil, en especial si sigues los pasos que te voy a mostrar a continuación:

Cierra el agua

Es indispensable que te asegures de que el agua esté cerrada, porque de lo contrario no podrás hacer ningún tipo de reparación. En todo caso, debes asegurarte de que cerraste completamente el agua antes de iniciar el proceso para evitar que tengas complicaciones a la hora de iniciar el proceso.

Desarma el grifo

Será el momento de iniciar con el desmontaje completo de tu grifo, para ello, es importante que te asegures de que tienes una llave de acuerdo al tipo de grifo. Recuerda que, existen diferentes tipos de grifos, por lo cual es importante verificar la llave que necesitarás para realizar el desmontaje.

Identifica el problema

Cuando un grifo gotea por lo general el problema se encuentra en la junta del grifo, motivo por el cual debes verificarla. Pueden existir tres posibilidades, la primera es que esté desgastada y sea el momento de cambiarla para que puedas eliminar por completo la fuga.

La segunda es que la junta se haya roto, caso en el cual también es indispensable que la cambies para que hagas la reparación. En el último caso, la junta únicamente está sucia con acumulaciones de minerales, en este caso bastará con limpiarla muy bien y así asegurarse de que quede en buen estado.

Instala de nuevo el grifo

Será el momento de realizar la instalación del grifo nuevamente, asegurándote de apretar bien cada elemento del mismo. En este punto, será indispensable que realices pruebas para verificar que no ha quedado ningún tipo de fuga, y para asegurarte de que la fuga se ha solucionado. En caso contrario, repite el proceso para ver que ha salido mal.